PosqueBerreoHala

Hoy vi a alguien haciendo con sus cosas, supongo que, algo divertido, a no ser que estuviera haciendo negocios, que todo puede ser, no lo dudo. Pero ejke, ese alguien, pues estaba en plena calle tan pancho a su tarea, primero me dio mucho ajko su acción, pero sin más superé la repugnancia y, yo sola, mientras le veía  iba narrándome la explicita imagen, en un para mí,  acabé a carcajadas… si ejke no tengo remedio.

No voy a contar que un señor se estaba sacando mocos, que, en plan investigador, supongo, guardaba uno en una mano y con la otra, y con un dedo de esta en plan trabajador, sacaba otro, que este segundo le costó recuperarlo en torsiones de este dedo con dotes de gran prestidigitador, y, a ambos resultados mineros, y una vez recuperadas sus valiosas estalagmitas, pues las comparaba colgadas en sus dos dedos en plan estadística al trasluz, pues, ¿contar esto, para qué? Pues eso, que no lo cuento.

Este alguien, que estaba a la puerta de un banco, tengo que decir, que es un caballero distinguido de negocios de esta mí comunidad regional, vamos, un mandamás que se cree con derecho a pernada de sacarse, y, supongo, hacer estadística con lo suyo, y digo yo que, como estos que ganan tanta pasta son muy suyos, y pues lo aprovechará para ponerlos cuales joyas a la venta. Digo, no lo sé, pero me intriga quién pujará por tales tesoros…

La cosa que me entró la envidia, y me dije mientras volvía a casa: ostras igual tengo yo una mina de oro que, acatarrada estoy, y lo prometo, llegué a casa y, me puse a la tarea… y otra cosa no, pero descubrí a nada que intentaba la hazaña, pues que no hice la digestión de la lechuga que tomé ayer.

Por tanto, he descubierto que los pobres vivimos entre la vergüenza de nuestras propias cosas, pues nos escondemos en nuestras casas para tales talentos, y que digerimos con dificultad, además, es eso, pues si estos ricos nos ven hacer lo que ellos hacen, aunque lo nieguen, pues eso, que estos, los ricos y educados, seguro que a mí, por llamarme, y en plan fino, me llamaban guarra, pero así y con mayúsculas, y añadirían sin dudarlo, en plan despectivo: ejke estos pobres no tienen educación, seguro. ¡Qué cosas!

Imperio

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a PosqueBerreoHala

  1. puck dijo:

    Lo de las guarreridas debe ser cosa universal jeje. Debe servir para contar mejor los billetes, así no se escurren mujer, puede que sirvan para hacer pulseras, lo mismo están hechos de otra pasta o mira, ahora con todo eso de que si los chicles son una amenaza a la limpieza pueden hacer de sustituto, seguro que son más ecológicos jaja, bueno, no te revuelvo más el estómago, que yo ver no vi nada y tampoco me apetece imaginarlo.
    Besis ciela.

  2. Jaimita dijo:

    Mujer que el pobre hombre estaba haciendo albondiguillas para tener que comer al medio día….
    Ejke………..

  3. Ana dijo:

    Es como el refrán,”Cria fama y échate a dormir”:Que tienen fama de mal educados los pobres, pero hay cada rico por ahí, que tela marinera. Como tú dices, el susodicho buscando minerales por sus adentros y ya ves, cargadito de billetes.
    Besicos
    Ana

  4. Jaimita dijo:

    Esto es Jaimito que sale al balcón y oye “Hijo puta”, y le pregunta a su padre:
    -¿Qué es hijo puta?
    -Padre: “Amigo”.
    Sale otra vez al balcón y oye “¡Mierda!”, y le pregunta a su padre:
    -Papá, papá, ¿Qué es mierda?
    -Padre: “Abrigo”.
    Sale otra vez: “¡Ostia!”.
    -“Papá, papá, ¿Qué es ostia?
    -Padre: “caramelo”.
    Llega el día de su cumpleaños. Llegan sus amigos y les dice:
    -Pasad, pasad hijo putas, dejad las mierdas aquí, que voy a repartir ostias.
    🙂

  5. Chus dijo:

    Tenía yo en el ciclo, cuando me dio por sacar el título de intérprete de lengua de signos, una compa que se sacaba los mocos y se los comía, ante el pasmo del resto de los compas. Ojo, que hablo de un ciclo formativo de grado superior, no de una guardería, gente con un mínimo de 18 años y una media muy superior (la mayoria, como yo, ya teníamos nuestras carreras terminadas). También se palpaba zonas olorosas varias de su anatomía y se olía luego la mano… Sospecho que se trataba de algún tipo de problema, una pulsión incontrolable, un transtorno de la personalidad, un qué se yo… Pero el asco que daba…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s